Decálogo de la buena higiene oral

Nuestros hábitos de higiene diaria y lo meticulosos que seamos en el proceso de limpiar nuestra boca y dientes van a ser determinantes a la hora de evitar enfermedades bucodentales como la gingivitis, periodontitis o la caries entre otras.

Normalmente, tenemos el acto de cepillarnos los dientes como una actividad completamente rutinaria y puede que no le prestemos toda la atención que necesita. Para asegurar que llevamos a cabo una adecuada higiene bucal, desde tu clínica dental en Prosperidad te presentamos 10 consejos a tener en cuenta:

  1. Cepíllate los dientes tres veces al día, tras cada comida. Es importante que adoptemos como costumbre cepillarnos los dientes una vez hayamos terminado de comer. Puede que no nos demos cuenta a simple vista, pero se acumulan en nuestros dientes restos de comida que es necesario eliminar.
  2. Dedícale el tiempo necesario al cepillado. Un error muy común es realizar un cepillado dental demasiado breve. Si no invertimos el tiempo necesario en el cepillado, puede que las cerdas del cepillo no lleguen a lugares de la boca que están más inaccesibles y en los que se están acumulando restos de comida.
  1. Elige el cepillo de dientes adecuado. Hoy en día hay disponibles cepillos de dientes con multitud de formas y tamaños. Es importante que las cerdas de nuestro cepillo no sean excesivamente duras para que no dañen nuestras encías y el tamaño del cabezal tiene que permitir hacer los movimientos naturales del cepillado.
  1. Renueva tu cepillo de dientes. Las cerdas de los cepillos dentales se van desgastando con su uso, por lo que se recomienda que cada 3 o 4 meses aproximadamente el cepillo dental sea renovado.
  1. Utiliza la seda dental y/o los cepillos interproximales. Ambos utensilios son idóneos para complementar la labor de los cepillos y limpiar las zonas interdentales a las que los cepillos no pueden acceder.
  1. Utiliza enjuagues bucales. El uso de los enjuagues bucales está indicado para eliminar bacterias que se han acumulado en la boca y que ni el cepillo ni la seda dental han sido capaces de eliminar. Su uso diario ayuda a mantener unos dientes y encías sanos.
  1. No te olvides de limpiar la lengua. Es la parte más olvidada de la boca cuando estamos realizando la limpieza, pero la realidad es que en la lengua se acumulan miles de bacterias. Para una adecuada limpieza, se aconseja utilizar raspadores linguales, unos instrumentos que están especialmente indicados para eliminar las bacterias depositadas en esta zona.
  1. Acude a las revisiones con tu dentista. Las visitas de revisión con tu dentista son la mejor medida preventiva para detectar cualquier enfermedad o problema bucodental y poder poner una solución o tratamiento a tiempo.
  1. Elige una pasta de dientes adecuada a tus necesidades. Actualmente se venden pastas de dientes para solucionar numerosos problemas bucodentales: con flúor, para prevenir la sensibilidad dental, para las enfermedades de las encías, dentífricos de efecto blanqueador… Nuestra recomendación es que sea tu dentista quien te asesore sobre el dentífrico más adecuado para ti.
  1. Evita alimentos excesivamente azucarados. Nuestra alimentación juega un papel fundamental en la salud de nuestra boca y dientes. Por ello, evitar un consumo elevado de alimentos y bebidas con alto contenido en azúcar puede ayudarnos a prevenir la caries dental.

¡Sigue estos consejos de tu dentista en Prosperidad, tu sonrisa te lo agradecerá! Y no te olvides visitarnos.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo!

¡PIDE TU CITA ONLINE!
1ª Visita GRATUITA

*Te confirmaremos la cita enseguida.
SOLICITAR CITA GRATUITA
O llámanos al teléfono 914 158 197